REFORMA INTEGRAL EN EL PLANTIO

BRIEF

Hace unos meses nos solicitaron un proyecto muy interesante que venía de parte de una clienta decidida a “tirar su casa de 150m2 abajo” y construir “la de sus sueños”, para la que tenía varias ideas que quería llevar a cabo.

Básicamente, la idea giraba en torno a una vivienda práctica, en la que la cocina tuviera una gran presencia, el salón-comedor tuviera la suficiente dimensión como para organizar eventos con numerosos invitados (sin por ello que dejara de ser acogedor) y tuviera algunos detalles DeAutor que marcaran el punto de distinción, singularidad y personalidad a la casa.

La vivienda estaba totalmente desfasada, en lo que a decoración se refiere, pues no se había modificado desde los años 70. Por ello, el proyecto englobaba una reforma integral, modificando también más del 60% de la distribución original.

SOLUCION

El salón originariamente estaba separado del comedor por tres arcos con estanterías. Si bien es cierto que no era una separación física (puesto que se compartía el mismo espacio), los mismos suponían una separación en uso y la imposibilidad de versatilidad del salón o el comedor, en caso de que el mismo necesitara ser ampliado en algún que otro evento.

Como sello DeAutor, se decidió jugar con los contrastes para dotar de calidez a esta estancia de  gran dimensión (aprox 45m2). Por ello, se procedió a romper la uniformidad de las paredes, pintando una de ellas en su totalidad en un pantone gris marengo que rompía con el blanco roto del resto de las paredes. Además, éste color funcionaba como nexo de unión con la pared contigua, en la cual se instalaron dos estanterías de obra retroiluminadas.

En nuestro trabajo de actualizar el diseño y estilo de la casa, diseñamos en exclusiva unas estanterías de acero que sustituían a la tradicional vitrina, y que perfilaban dos líneas paralelas delicadas y sofisticadas que producían un efecto visual parecido al de la “levitación”.

Para los tres dormitorios de la casa se llevó a cabo una labor de diseño basada en la funcionalidad, almacenaje y confortabilidad.

Para los dos baños principales se eligió el micro-hormigón como revestimiento principal. Al estar hecho in situ, ambos baños evocan un estilo industrial y refinado, libre de juntas y esquineros: encimeras, paredes y suelos forman un conjunto escultórico.

A la cocina original se le unió el dormitorio de servicio, a fin de conseguir una superficie mayor y un espacio más diáfano. Se decidió modificar la distribución de la cocina, para que la zona de fuegos estuviera situada en una península enfrentada  a la ventana principal, con vistas a la sierra.

Como toque particular, se empleó una mampara de vidrio traslúcido como separación entre la zona de cocina y el espacio de lavado y plancha.

VER MAS

Otros proyectos 

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com